¿Has escuchado alguna vez el término Potencia reactiva? ¿Lo has visto alguna vez reflejado en tu factura eléctrica en forma de Euros? En este escrito pretendemos explicarte claramente que es el factor de potencia, cuales son las causas por las que la compañía tiene que penalizar al usuario cuando este factor es bajo, y cómo corregirlo.

Para entender este concepto, empezaremos explicando que el comportamiento de los circuitos eléctricos se rige por una ley conocida mundialmente como la ley de Ohm. Está separa los términos de intensidad y voltaje, relacionándolos de la siguiente forma:

V= I· R

De esta fórmula se puede obtener el cálculo de la potencia:

P= V· I

Como  podemos observar, la potencia depende de la intensidad y del voltaje. Teniendo    cuenta que el voltaje subministrado a las viviendas es siempre de 230V, podemos decir que el consumo de la potencia depende únicamente de la intensidad que utilizamos, es decir, del nombre de aparatos que conectamos en los diversos circuitos de la casa.

Con tal de conseguir que esta potencia sea positiva, y por tanto potencia útil que se pueda transformar posteriormente en energía, el factor de potencia tendrá que ser 1 o muy cercano a 1. El factor de potencia indica el desfase entre la intensidad y el voltaje, es decir, si la intensidad se da antes que el voltaje, si es el voltaje el que se da antes de la intensidad, o si por el contrario están los dos en fase. Haciendo referencia ahora a matemáticas básicas, podemos observar que cuando se multiplica cualquier número negativo por uno positivo el resultado obtenido es negativo, en cambio cuando se multiplican dos números positivos entre ellos o dos de negativos, el resultado obtenido es siempre positivo.

En los gráficos que podréis observar a continuación, expondremos el caso en el que el factor de potencia es 1, i por tanto la intensidad y el voltaje están en fase, y otro caso en el que el factor de potencia es inferior, provocando que la intensidad y el voltaje se encuentren desfasados entre ellos. El factor de potencia viene expresado como Cos (Alpha).

Reactiva compensada

Reactiva desfasada

En estos gráficos, la intensidad viene representada en una línea roja y el voltaje en la línea negra. Como podréis observar en el primer gráfico, siempre que la curva de intensidad es positiva, la del voltaje también, y siempre que la curva de intensidad es negativa, la del voltaje también lo será. Así, tal como hemos explicado anteriormente, cuando dos valores negativos o positivos se multiplican, el resultado obtenido es siempre positivo. De esta forma, cuando I y V se encuentren en fase, la potencia obtenida será siempre positiva.

Por otro lado, cuando el factor de potencia es inferior a 1, hay momentos en los que el voltaje y la intensidad son de signo contrario, provocando así una potencia de signo negativo. Esta potencia no es utilizable, y es la conocida como potencia reactiva.

Una vez explicado el término desde una perspectiva más matemática, concretaremos cual es definitivamente el impacto que tiene esta potencia reactiva sobre la instalación del usuario:

– Provocará tener que sobredimensionar los circuitos eléctricos con tal que puedan soportar esta carga de potencia inútil.

– Comportará la disminución en la vida útil de equipos y aislantes.

– También provocará tener que pagar un recargo en la factura eléctrica si el término de potencia es inferior a 0,95.

También es importante explicar cuáles son las razones que provocan que las compañías distribuidoras apliquen recargos sobre los usuarios que tengan un factor de potencia demasiado bajo:

– Les supone tener que sobredimensionar las líneas de distribución y los transformadores, ya que tienen que proporcionar mucha más potencia aparente con tal que el cliente obtenga la misma potencia útil.

– Esto provoca caídas de tensión más elevadas y vida más corta de equipos y aislantes.

Con tal de corregir este factor de potencia, se tiene que instalar en muchos casos una batería de condensadores. La función de esta batería es la de poner en fase la intensidad y el voltaje, de forma que la potencia reactiva desaparezca, convirtiéndose en potencia útil. La instalación de una batería de condensadores, aunque a primera vista pueda parece un gasto considerable, casi siempre se compensa en el primer año, ya que el recargo por energía reactiva desaparece de la factura.

El precio que se paga actualmente por energía reactiva es el siguiente:

Precio energía reactiva

Precio energía reactiva

Este es un ejemplo del recargo de energía reactiva que se estaba cobrando mensualmente a un cliente nuestro:

Factura reactiva

Corregir el factor de potencia, consiguiendo que este estuviera por encima del 0,95, hizo posible que el cliente ahorrará alrededor de unos 2200€/año, o 22000€ en 10 años. Como se puede observar, la inversión en una batería de condensadores salió al cliente totalmente rentable.

Por último comentar que en las tarifas 2.0 y 2.1 solo se contempla recargo de energía reactiva cuando esta supere el 50% de la energía activa consumida en el mismo periodo de facturación. Leer más

Crisis. Con esta palabra tan de moda hoy en día agrupamos tres conceptos profundamente entrelazados:

  • Crisis económica.
  • Crisis ambiental.
  • Crisis energética.

Ahora más que nunca, se tiene que tener en cuenta que el ahorro energético comporta una reducción de nuestros gastos mensuales con las diferentes compañías suministradoras/ comercializadoras, así como la disminución de los cada vez más escasos recursos energéticos (gas, gas-oil, electricidad…) y la protección del medio ambiente.

¿Cómo conseguir el ahorro energético?

Des de su fundación, para JAG Alcaide siempre ha primado el estudio de las necesidades de sus clientes.

La instalación de una calefacción comporta el estudio de las necesidades caloríficas que necesita el hogar en cuestión. Un buen cálculo del número de elementos que tienen que tener los radiadores en cada estancia, así como su ubicación, garantizan la comodidad del ambiente. El suelo radiante por agua es otra opción de emisión de calor para el hogar. Las principales ventajas de este sistema son el confort que proporciona (La emisión calorífica nace en los pies de las personas), el ahorro en combustible (Aproximadamente de un 20%) y la ausencia de tubos y radiadores (Instalación invisible).

Instalación Suelo radiante

Instalación Suelo radiante

Un termostato programador nos ayudará a mantener la temperatura adecuada y ahorrar el consumo innecesario de gas. Y por último, la caldera. Las nuevas calderas de condensación nos garantizan un rendimiento superior que las calderas convencionales (Hasta un 111%), un ahorro en la factura del gas y  la mejora ambiental gracias a la baja emisión de CO₂ a la atmosfera.

Caldera de condensación

Caldera de condensación Junkers

Los últimos aires acondicionados con la tecnología Inverter reducen el consumo eléctrico habitual de los últimos equipos de climatización debido a que el consumo eléctrico se modula en función de las necesidades térmicas del local a calentar o enfriar. El rendimiento de estos aparatos es muy elevado si tenemos en cuenta que por cada unidad eléctrica consumida (1kW) el aparato nos proporciona 3 unidades de frio o calor (3kW). Substituir la estufa eléctrica por un Split inverter produce un buen ahorro en la factura eléctrica y a la vez nos proporciona aire climatizado durante el verano.

Aire Acondicionado Excellence

Aire Acondicionado Junkers Excellence

La implantación de las lámparas de bajo consumo reduce el 80% del consumo eléctrico y las emisiones contaminantes de CO₂ a la atmosfera. Una lámpara incandescente tradicional consume el 80% de su energía en emitir calor y el restante 20% en luminosidad. Con esta proporción se explica que una lámpara de bajo consumo de 18-20W equivale a una tradicional de 100W. En contrapartida las luminarias de bajo consumo no son recomendables en lugares donde la acción de encendido y apagado sea un hecho constante (Escaleras comunitarias, pasillos, etc) y si en lugares donde se mantenga la luz permanente durante varias horas.

La opción que recomendamos es la iluminación por LEDs. Los LEDs son dispositivos semiconductores que transforman directamente la corriente eléctrica en luminosidad. Tienen una vida útil de unas 45000 horas y consumen un 80% menos que la bombilla incandescente.

LED de alta potencia

LED de alta potencia

Instalamos electrodomésticos de clase A. Elegir y utilizarlos correctamente mejora nuestro confort, ahorra dinero y disminuye el impacto ambiental. La etiqueta energética –la cual es obligatoria en neveras, congeladores, lavadoras, secadoras, lavaplatos, hornos y aparatos de aire acondicionado- identificativa de los aparatos, nos informa de los valores de consumo de energía y eficiencia del aparato. Así por ejemplo, una lavadora de clase A puede consumir un 40% menos de energía que una de clase D. Esto equivale a un ahorro, durante su vida útil, de unos 200€ en la factura eléctrica y unos 3500 litros menos de consumo de agua.

Apostamos por las energías renovables y en concreto por la energía solar térmica. Este sistema energético, limpio y rico, nos permite combatir la crisis energética , aprovechar el Sol durante todo el año para abastecer nuestras necesidades de agua caliente sanitaria y dar apoyo al sistema de calefacción, maximizando el rendimiento y ahorro de energía. Un sistema correctamente planificado puede llegar a ahorra un 70% de la energía que se gasta habitualmente para calentar agua en nuestro hogar.

Placa Solar

Instalación placas solares

Nos preocupamos también de la retirada de los aparatos y elementos substituidos para su posterior reciclaje mediante un gestor de residuos autorizado por la Generalitat.

vehículos eléctricos

Señal punto de recarga

España es uno de los países más entusiastas en lo que refiere a la adquisición de vehículos eléctricos. Un estudio de la consultora Accente revela que un 77% de españoles estarían dispuestos a adquirir un vehículo de este estilo. Esto se debe en parte al gran ahorro en combustible que estos vehículos suponen, que se encuentra alrededor de los 650€ cada 10000km. También es importante el hecho de que estos vehículos contaminan mucho menos que los vehículos de motor de combustión interna.

Hay dos formas de recargar los vehículos eléctricos:

  • La recarga convencional utiliza la misma intensidad y voltaje que en las viviendas, es decir, 16 amperios y 230 voltios. Este sistema de recarga tardaría aproximadamente unas 8h en rellenar la batería del coche.

  • La recarga rápida emplea una intensidad mayor y una potencia de salida de 22kW. Con este tipo de recarga se tardaría unos 15 minutos en recargar el 65% de la batería del coche.

Está claro que para potenciar este nuevo mercado de vehículos eléctricos es indispensable la colocación de muchos más puntos de recarga. Este hecho se puede ver reflejado, por ejemplo, en la exigencia que ha llegado a España por parte de la Unión Europea, que reclama que en el año 2020 haya unos 82.000 puntos de recarga distribuidos en el territorio Español.

Si estas interesado en instalar un punto de recarga para tu coche eléctrico, ponte en contacto con nosotros y te proporcionaremos toda la información que requieras.

 

Con el objetivo de mejorar la eficiencia energética y reducir el consumo eléctrico, el  ICAEN ofrece nuevas ayudas dirigidas a los comercios y oficinas de atención al público que quieran renovar sus instalaciones de iluminación interior.
El plazo de solicitudes será desde el 15 de febrero de 2012 hasta los 30 de abril de 2012, o bien hasta agotar el presupuesto disponible.

Las condiciones de la oferta aparecen publicadas en el Diario Oficial de la Generalitat de Cataluña nº 6035 publicado el 30-12-11

Para más información puedes consulta el PDF adjunto con la normativa vigente.

Pídanos presupuesto sin compromiso. ¡Nos encargamos de todos los trámites!

Para más información puedes descargar el PDF del boletín oficial. Ajudes per l’enllumenat del 2012

Ayuda energéticas para comercios y oficinas Leer más

Esta semana salía publicado en La Vanguardia online la noticia de que Upprime Energy (Ficosa) ha firmado una alianza con Home Hotel Energy para ofrecer servicios energéticos integrales al sector turístico

Upprime Energy, es una compañía de reciente creación perteneciente al Grupo Ficosa, y ha decidido centrar una parte importante de su negocio en proyectos de eficiencia energética vinculados al sector turístico y hotelero.

Se trata de una importante apuesta estratégica por enfocar su actividad hacia aquellos sectores o subsectores en los que la crisis no ha afectado tan intensamente como en otros.

ficosa

A juicio de su consejero delegado, Sergio Pastor, “el sector turístico es uno de los sectores en los que consideramos que existen posibilidades de obtener mejores resultados ya que es uno de los que menos está sufriendo la actual situación económica”.

La Feria Internacional del Turismo (Fitur), que se celebra estos días en Madrid, servirá como carta de presentación de sus productos en sociedad, veremos como avanzan estas negociaciones.

José Manuel Soria, el ministro de Industria, Turismo y Energía, ha hablado este pasado lunes 16 de Enero de la situación en la que se encuentra el sector energético español, asegurando que dispone de una mezcla muy equilibrada entre energías fósiles y energías renovables.

Soria ha destacado, en una entrevista en televisión, la buena salud de que goza el sector energético español, asegurando que tiene uno de los sistemas más equilibrados de toda Europa, debido en gran medida a su gran apuesta por las energías renovables, que nos ofrecen muchas ventajas con respecto a las fuentes de energía tradicionales. Estas nuevas energías están ganando muchos seguidores en los últimos años ya que los expertos aseguran que son menos contaminantes y bastante más económicas.

energías renovables

El ministro, ha querido dejar claro también, que el Gobierno no se plantea de momento llevar a cabo autorizar la activación de ningún reactor nuclear más en nuestro país.

Soria ha destacado que aunque España está muy bien situada en el sistema energético de renovables, con respecto a otros países europeos, no es un buen momento para prescindir de ninguna otra “fuente de energía” que se produce en nuestro país, y menos las que tienen un coste inferior al resto. Por ello, ha afirmado que lo adecuado sería obtener una mezcla perfectamente equilibrada. De esta forma, “si hay un reactor nuclear activo y el Consejo de Seguridad Nuclear (CSN), formado por expertos, dice que puede tener una vida útil hasta 2019, no debería cerrarse en 2013 porque no tendría sentido prescindir de ese tipo de energía de coste bajo”, ha asegurado.

A destacar también que habló sobre la tarifa eléctrica, reconociendo que la intención del Gobierno actual es mantenerla congelada.  Acompañó estas declaraciones señalando el déficit de la tarifa y aclarando que “toda la prioridad del departamento de Energía del Gobierno es dar solución a este ritmo desaforado de incremento del déficit”. “Si no lo corregimos, que lo vamos a corregir, podríamos tener un problema financiero de un dimensión distinta”.

 

CRISIS. Con esta palabra tan de moda hoy en día podemos agrupar tres conceptos profundamente ligados por los que deberíamos ahorrar energía:

  • Crisis económica
  • Crisis ambiental
  • Crisis energética

Ahora más que nunca, es necesario tener en cuenta que el ahorro energético comporta una reducción de nuestros gastos mensuales  con las diferentes compañías. Suministradores/ comercializadores, así  como el alivio de los menguantes recursos energéticos (gas, gasóleo, electricidad..) y la protección del medio ambiente.

¿Cómo se consigue el ahorro energético?

Desde que fundamos JAG Alcaide SL  siempre hemos tenido como prioridad el estudio exhaustivo de las necesidades de nuestros clientes.

La instalación de una calefacción lleva consigo el estudio de las necesidades caloríficas que necesita la vivienda. Un buen cálculo del nombre de los elementos que han de tener los radiadores en cada estancia, así como su ubicación, garantizan la comodidad del ambiente.

Energía solar radianteSOL RADIANTE

El sol radiante es otra opción de emisión de calor en el hogar. Las principales ventajas de este sistema son el confort que proporciona (la emisión calorífica está al servicio de las personas), el ahorro de combustible (aproximadamente un 20% y la invisibilidad de tubos y radiadores (instalación invisible). Un termostato programador nos ayudará a mantener la temperatura adecuada y ahorrar el consumo innecesario de gas. Por último, la caldera. Las nuevas calderas de condensación nos garantizan un rendimiento superior que las calderas convencionales, lo que supone un ahorro en las facturas de gas y la mejora ambiental gracias a la baja emisión de CO₂ a la atmósfera.

NUEVOS AIRES ACONDICIONADOS

Los últimos aires acondicionados con la tecnología Inverter reducen el consumo eléctrico habitual de los antiguos equipos de climatización porque el consumo eléctrico se modula en función de las necesidades térmicas del local que se tiene que enfriar o calentar. El rendimiento de estos aparatos es muy elevado si tenemos en cuenta que por una unidad eléctrica consumida (1KW) el aparato nos proporciona 3 unidades de frio y claro ( 3Kw). Sustituir la estufa eléctrica por un Split Inverter produce un gran ahorro en la factura eléctrica proporcionándonos aire acondicionado en verano.

Bombillas de bajo consumo BOMBILLAS DE BAJO CONSUMO

La implantación de bombillas de bajo consumo reduce el 80% del consumo eléctrico y las emisiones contaminantes de CO₂ a la atmósfera.

Una bombilla incandescente tradicional  consume el 80% de su energía en emitir calor y el 80% restante en proporcionar luminosidad. Con esta proporción se explica que una bombilla de bajo consumo de 18-20W equivale a una tradicional de 100W. En contrapartida, las bombillas de bajo consumo no son recomendables si las acciones de encendido y apagado son constantes (escaleras comunitarias, pasillos…etc.) y sin embargo son recomendables en lugares donde se mantenga la luz encendida durante horas.

ELECTRODOMÉSTICOS DE CLASE A.

Instalamos electrodomésticos clase A. Elegir y utilizarlos correctamente mejora nuestro confort, nos hace ahorrar dinero y disminuye el impacto ambienta.

La etiqueta energética, la cual es obligatoria en las neveras, congeladores, lavadoras, secadoras, lavavajillas, hornos y aparatos de aire acondicionado, identifica los aparatos. De esta manera por ejemplo, una lavadora de clase A puede consumir un 40% menos de energía que una de clase D, lo que equivale a un ahorro de la vida útil, de unos 200€ en la factura eléctrica u unos 3500 litros menos de consumo de agua.

ENERGÍA SOLAR TÉRMICA

Apostamos por las energías renovables y en concreto por la energía solar térmica. Este sistema energético, limpio y rico, nos permite aprovechar el sol durante todo el año para abastecer nuestras necesidades de agua caliente sanitaria y apoyar el sistema de calefacción, maximizando el rendimiento y el ahorro de energía. Un sistema correctamente planificado puede llegar a hacernos ahorrar un 70% de de energía que se gasta habitualmente para calentar el agua caliente de nuestro hogar.